dimarts, 13 de maig de 2014

Praktik

Ayer fui a visitar por curiosidad el nuevo Hotel Praktik Bakery, un nuevo concepto de hotel que incorpora la fusión de establecimiento, en este caso una panadería y el hotel en sí. A pocos metros de llegar al hotel, ya huele a pan, lo cual, ya invita a entrar en el hotel y sumergirte en la variedad de panes que tienen. 

Lo que más gracia me hizo es la fusión de las dos entidades en una, porque no hay una separación que diferencia lo que es panadería, del hotel en sí. Hablo del hotel porque me viene muy bien para poner un ejemplo a lo que explicaba en un post reciente sobre contenido físico, no digital, y dos de sus características propias, la humanización y la deslocalización.

Con esta estrategia, el hotel tiene un mensaje propio, una identidad que lo diferencia de los demás y distintos mensajes claros que puede difundir en redes sociales, porque, se puede aprovechar el espacio físico, la actividad que se desempeña para poder difundir en redes sociales. Pasar de un formato a otro sin problemas, porque el mensaje es muy claro.

Con este tipo de estrategias, la integración de espacios, la empresa se vuelve humana, baja a pie de calle a testar, escuchar, o por lo menos debería de hacerlo, lo que dice la gente de la calle, que en realidad es el público fiel, porque son ellos los que marcan las tendencias, con lo cual, es necesario humanizar los espacios, bajar a pie de calle para poder difundir y captar la información que nos interesa. Estamos muy acostumbrados a vincular el contenido a nivel digital. Lo que vengo a decir es que también se puede hacer de forma física, y la humanización es uno de los conceptos.

En cuanto a la deslocalización de espacios. En este caso, los dos espacios están unidos, pero yo creo que es bueno disponer siempre de un espacio reservado en el que poder montar eventos de cara a poder difundir aquello que nos interesa que la gente sepa, o convertirlo en un evento para que la gente nos conozca mejor. De los eventos siempre se puede sacar información. 

Añadir un tercer concepto a todo esto, y diría que es bueno que las empresas se dediquen a jugar con su público, eso sólo se puede hacer cuando el mensaje que difundes es muy claro porque la respuesta será igual de sencilla. No se trata de un juego ni de una pérdida de tiempo, es una manera de saber lo que piensan los demás de nosotros a través de actividades que no tienen por qué ser formales.


dijous, 8 de maig de 2014

Interim Management

Hasta ayer no sabía que era este nuevo concepto laboral. Se trata de un profesional que trabaja por proyectos específicos. Es decir, la empresa necesita a alguien externo que sepa de una determinada actividad para que la ejecute durante un tiempo determinado. Responde siempre a necesidades empresariales que surgen de forma espontánea. Se evitan de esta forma largos periodos de selección y multitud de candidatos porque lo que buscan es muy específico.

Fue una charla interesante, así que, me acerqué a la ponente para preguntarle si ellos en su agencia tenían vacantes por parte de empresas para cubrir tareas en cuanto a contenido. Y me dijo que no, que no era un ámbito que se hubieran planteado dentro de Interim, por lo menos, las empresas, los clientes con los que trabajan y que les piden los candidatos no habían hecho hincapié en cuanto a proyectos de contenido.

Dejo una lista de posibles tareas que podría hacer un profesional dedicado al contenido dentro de una empresa:


  • Filtraje y selección de información tanto externa (competencia) como interna (propios recursos documentales)
  • Mejora de la posición a nivel profesional (Misión, visión y valores). Creación de mensajes sencillos y entendibles de cara a su difusión.
  • Creación o mejora de Bibliotecas de contenido a nivel interno
  • Dar soporte a la figura de Community Manager
  • Catalogación de la documentación de cara a ofrecer una información completa. Ayudar a crear opinión.
  • Apoyo y soporte en cuanto a seguimiento en redes sociales. Tendencias, trabajo interno y colaborativo
  • Creación de nuevos contenidos con la idea de atraer nuevo público. Crear engagement.
Podrían haber muchísimas más de las ya citadas...


dimarts, 6 de maig de 2014

Teorías

Estaba pensando en dos conceptos clave y cómo extrapolarlos al mundo del contenido. Se trata de la humanización y la deslocalización. Parten de la idea de que el contenido no es sólo digital si no que puede adoptar otros formatos para que pueda llegar a más gente. No recuerdo quién decía que el contenido no es sólo digital, y es cierto, podemos apoyarnos a nivel digital para ofrecer contenido en otro formato.

Humanización: 

El contenido es humano y está hecho para los humanos. Por eso pensaba en que con el tiempo, necesitaremos de más indicadores cuando vayamos a comprar o hacer una gestión. No servirá con la información que tenemos ahora si no que necesitaremos que el productor nos proporcione más datos sobre lo que vemos o compramos para que nos aporte confianza.

Se me ocurría que gracias a esa humanización en el contenido, los centros o espacios que hoy conocemos, se harán más humanos, se abrirán a la gente, dejarán ver una parte de sus entrañas de cara a que los conozcamos mejor. Se trata de dejar ver la parte que interesa. Por ejemplo, no estaría mal que lo que hoy conocemos como supermercado, fuera dando paso a un centro donde se compra género pero en el que también hay un espacio habilitado para albergar contenido ya sean clases de cocina, información sobre productos de temporada entre otras actividades. 

Deslocalización:

Yo creo que este factor es un plus, es una mejora porque aporta sorpresa, originalidad y estos dos conceptos ayudan a fidelizar usuarios. Estamos hablando de crear un evento en otra parte de la ciudad aportando contenido propio, aquello que queramos difundir, explicar, contar. Aunque sólo sea un evento de un día pero nos proporcionará mucha información y feedback de cara a crear contenido. 

Están apareciendo webs que se dedican a alquilar espacios ya sea por día, horas, semanas...Y por eso se me ha ocurrido la idea de la deslocalización como factor añadido y sorpresa en cuanto al contenido en formato físico, no sólo digital.